Inicio Provinciales TOMA DE POSICIÓN DEL SENADOR BLANCO SOBRE EL PROYECTO DE LEY DE...

TOMA DE POSICIÓN DEL SENADOR BLANCO SOBRE EL PROYECTO DE LEY DE INDEMNIZACIONES DEL DIPUTADO STEFANI

LA PROPUESTA DE CAMBIO EN LA LEY DE INDEMNIZACIONES QUE PROPONE STEFANI ES NECESARIA Y POSITIVA

(Por Pablo Daniel Blanco – Senador de la Nación – JxC)

 

El Proyecto de Ley de Seguro de Garantía de Indemnización (SGI) que propone el Diputado Héctor Stefani importa un avance sustancial para las relaciones de trabajo constituyendo una interesante opción superadora del régimen vigente.

Con la ley actual los trabajadores pierden la antigüedad en caso de cambiar de trabajo y no se puede cobrar indemnización alguna en caso de renuncia. El proyecto del diputado de Juntos por el Cambio mejora esta condición ya que permite que la antigüedad trabajada se acumule a lo largo de toda la vida con independencia de los cambios de empleador. Asimismo, la indemnización se puede cobrar en caso de renuncia del trabajador.

¿Qué pasa hoy cuando un trabajador se retira o jubila? Los aportes no se cobran. En cambio, de prosperar la propuesta de Stefani, los aportes se sumarán al retiro o a la jubilación.

Otra de las ventajas que ofrece el proyecto del diputado ante un cese laboral es que el cobro no queda atado a la capacidad de pago del empleador ya que la percepción quedará garantizada por el Estado y un Fondo Fiduciario a nombre del empleado.

Este sistema más dinámico alienta la incorporación de nuevos empleados y saca de la esfera sindical el manejo de los fondos que le corresponden, de manera personalísima, al empleado. Los fondos, si no se utilizan a lo largo de la vida laboral, pasan a complementar la jubilación ya que son heredables.

Este proyecto apunta a terminar con la industria del juicio así como con las demoras ordinarias para que el trabajador obtenga la indemnización que le corresponde. En efecto: si un trabajador resultara despedido cobrará el 100%     de lo que le corresponde con pagos mensuales equivalentes a su último sueldo hasta agotar las cuotas que le correspondan en función de su antigüedad.

Este proyecto, que ha despertado críticas por parte de los gremios, es un avance que le brinda seguridad y mucha mayor autonomía al trabajador en tanto persona. No es de extrañar que los sindicatos se opongan ya que se les quita una fuente de recursos y especulación. En definitiva: empodera al trabajador tanto frente a empleador o futuros empleadores como frente a los gremios.

Artículo anteriorDeclaraciones Daniel Rivarola : “Son proyectos que solo buscan quitar derechos”
Artículo siguienteComunicado de la Unidad Médica Presidencial